miércoles, 17 de noviembre de 2010

GUÍA EN IMÁGENES (4)

LA PRUEBA HOLTER


AFECTACIONES CARDÍACAS (2)

Una vez estabilizado el ritmo cardíaco en la sala de observación del hospital, se me dió el alta médica prescribiéndome un tratamiento momentáneo hasta que me viese el cardiólogo en consultas externas derivado desde el hospital.
Mientras esperaba ser revisado continuaba con vida normal en mi domicilio. Durante este tiempo de espera no volví a sufrir ninguna otra alteración del corazón.
Por supuesto en ese periodo de tiempo, no tenía mucho conocimiento de todas las cosas que me iban ocurriendo, eso ya ha cambiado,  "más sabe el diablo por viejo que por diablo", porque con el paso de los años me he ido informando, tratándose de que yo soy el máximo interesado de todo lo que le sucede a mi organismo, directa o indirectamente relacionado con la Espondilitis Anquilosante.
No estuve muchos días esperando la cita del cardiólogo, toda vez que la petición se había tramitado con caracter preferente.
El cardiólogo de zona hechas una serie de pruebas y preguntas consideró oportuno realizarme un electrocardiograma, no tendría un diagnóstico completo cuando me comentó que tenía que hacerme una prueba complementaria. Se trataba de una monitorización con un aparato llamado Holter.
Se denomina Holter a una prueba diagnóstica. Permite la monitorización del ritmo cardíaco a lo largo de un periodo de tiempo. La persona debe de mantenerse en movimiento haciendo una vida normal.
El examen es totalmente indoloro.
Al colocar el Holter al paciente se le entrega una hoja con sus datos y durante el tiempo que lleva el Holter debe de anotar todo lo que le suceda extraño, con estas anotaciones el especialista junto con el registro electrocardiográfico que haya reflejado el Holter permite llegar a un diagnóstico.

martes, 16 de noviembre de 2010